.

LIBROS PUBLICADOS REDES SOCIALES
Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket Photobucket

sábado, 2 de junio de 2012

BURROS MULAS Y CABALLOS EN EL PARQUE NACIONAL DEL TEIDE

Con la introducción de los equinos en las islas, a partir de la conquista, se utilizaron con diversos fines para acercar el Parque Nacional a las actividades que se realizaban en el resto de la isla.

teide9

Inicialmente eran el único medio para subir hasta el, pasando a un segundo término cuando se abrieron las primeras carreteras, relegándose a actividades principalmente de ascenso al pico o obras de construcción en el entrono.

EXPEDICIONES CIENTIFICAS

En 1856 Piazzi Smith, astrónomo escocés trasladó todo su material de astronomía hasta el Parque Nacional utilizando caballos, burros y mulos. En primer lugar se estableció en Guajara y posteriormente en Altavista. Los animales pernoctaban a la intemperie, aprovechando las protecciones naturales.
148
Muchas fueron las expediciones científicas que utilizando equinos recorrieron el Parque Nacional y subieron al Teide. Podemos destacar las siguientes:
  • 1629 Scory.
  • 1799 Humboldt
  • 1882 Adolphe Coquet.
  • 1888 de Oskar Simony,
  • 1895 Knut Angström.
  • 1908 Expedición suiza.
  • 1910 G. Müller.
  • 1926 Expedición Geológica de los participantes del XIV congreso Geológico Internacional.
        En muchas ocasiones, viendo la posibilidad de ingresos que producía esta actividad al requerir de equinos para trasladar material científico y a los propios investigadores hasta el parque, muchas personas se hacían pasar por arrieros conocedores del Parque y su entorno, produciéndose situaciones desesperados al ver como se perdían, produciéndose demoras no deseadas en las expediciones.

        095

        APROVECHAMIENTO DE RECURSOS

        El Parque Nacional y el Teide fueron fuente de recursos para los habitantes de Tenerife, tanto que se llegó a establecer un comercio importante con productos obtenidos del lugar.
        • El Hielo: Para el transporte del hielo desde los pozos de los neveros y desde la cueva del hielo hasta La Orotava, se emplearon burros y mulos, que transportaban los bloques de hielo envueltos en helechos y sacos.
        • Las retamas: Otro de los recursos que se aprovecho intensamente fue la leña de retama seca, ya que era un producto que no generaba humo y el sabor que daba a la comida cocinada con ella era muy apreciado. Además era un recurso muy utilizado para los hornos de leña, especialmente para la cocción del pan.
        • La miel: Este subproducto obtenido del trabajo de las abejas, se obtenía en colmenas que se colocaban dentro del parque que eran transportadas desde el valle de Güímar o La Orotava utilizando burros y mulas. Además al necesitar una inspección periódica por el apicultor, se empleaban caballos para subir hasta el lugar donde estaban emplazadas.
        CONSTRUCCION DEL REFUGIO DE ALTAVISTA

        135
        Se desconoce ya que no hay datos de como se subieron los materiales en 1891 cuando Graham Toler construyó el primer refugio en Altavista, aunque es muy probable que se utilizaran mulas para ello, ya que se empleo una cantidad importante de cemento y cal en la construcción. Además se debía subir comida para los trabajadores que pernoctaban en Altavista mientras se construía.
        Para la construcción del refugio, precursor del actual (1950-1956) se utilizaron burros y mulas para subir la totalidad de los materiales de construcción necesarios desde Lomo Tieso (Parte alta de Montaña Blanca) hasta Altavista.
        En las obras acometidas en 1997 y 2003 se vuelven a utilizar mulas y burros para la subida de los materiales y para bajar los escombros que se generaban hasta “Lomo Tieso”.

        104

        EXCURSIONES TURISTICAS

        007
        Existe constancia documental de la realización de excursiones al Parque nacional del Teide y ascensos del volcán por turistas que visitaban la isla, antes incluso de la existencia de carreteras. Para ello subían hasta el Parque en caballos, generalmente desde La Orotava. Los ascensos al Pico del Teide siempre se hacían en mulos y burros.
        En 1887 Olivia Stone utilizó caballos y mulos en su visita al Teide.
        El refugio de Toler contaba con una cuadra par a10 animales, que se utilizaba cuando ascendían turistas o científicos que no deseaban hacer el ascenso a pie. Muchas expediciones pernoctaron en este lugar utilizando animales para la ascensión.

        En la década de los 50 y principio de los 60, cuando no existía aún el teleférico, se organizaban excursiones turísticas al Teide para ascender hasta el pico. Los turistas tenían la posibilidad de realizar el ascenso desde Montaña Blanca en burro o mulo. Esta actividad supuso el sustento económico de varias familias Orotavenses durante el tiempo que duró la actividad.

        Se llamaba a la casa de comidas  y pensión de La Orotava “La Academia”, regentada por Toribio Quintero, que era donde se organizaban las excursiones hacia el Teide de los turistas que llegaban al valle. Una vez que se conocía el número de turistas que se habían apuntado a las excursiones y los días que se realizarían, se preparaban los animales y el equipo necesario así como la comida para los días en los que hubiese excursiones. Los arrieros y los animales pernoctaban en el Teide durante estos días, bajando nuevamente a la Orotava el último día de excursión, una vez que finalizara esta.

        Los arrieros con los animales, generalmente en número de 20 a 30 (entre mulos y burros) salían de La Orotava de madrugada, sobre la 4 de la mañana para estar en la zona conocida como “Piedras Negras” en los alrededores de Montaña Blanca al amanecer. El recorrido se hacia a pie ascendiendo por los caminos existentes.

        Los turistas tomaban los burros y mulas en “Piedras Negras” para subir hasta el refugio de Altavista, teniendo este ascenso un coste de 7 duros (35 pesetas – 0,21€) por persona. Si por el contrario querían subir hasta “La Rambleta” el precio era de 8 duros (40 pesetas – 0,24€) por persona. El precio de las excursiones los abonaban los turistas en “La Academia”, que era quien pagaba posteriormente a los arrieros. Además el Cabildo Insular de Tenerife aportaba una subvención a los arrieros de otros 7 duros como apoyo económico para el mantenimiento de los animales.

        065

        También podía darse el caso de que los turistas quisieran pernoctar en el refugio para ver el amanecer al día siguiente. En estas situaciones, las mulas y burros pernoctaban en la cuadra del refugio (hoy convertida en almacén), que tenía capacidad para 16 animales.

        Finalizada la excursión, de vuelta con los turistas a “Piedras Negras”, se preparaba la comida para cenar, ya que tanto los animales como los arrieros pernoctaban en este lugar, para iniciar las excursiones del día siguiente. Dormían aprovechando los refugios naturales que proporcionaban las piedras del lugar, tapados con sacos de denominados de tres listas, que eran sacos para papas y otros productos agrícolas, que toman el nombre por tener pintado tres líneas o listas. 895En estas condiciones podían estar varios días, todo dependía del número de días consecutivos que hubiesen excursiones.

        CONSTRUCCION DEL TELEFERICO

        La construcción del teleférico del Teide (1962 - 1971) requirió de la utilización de animales de carga para el transporte de materiales desde la base hasta las torres y “La Rambleta”, lugar donde se ubicaría la estación superior así como para subir los equipos del replanteo de la traza del teleférico.

        El sistema empleado era el de relevos pro tramos, de tal forma que los materiales se cargaban en las mulas que cubrían el primero. Se subían hasta la ubicación de la primera torre. En este punto se descargaban y se cargaban las mulas del tramo siguiente. Los animales cargados iniciaban el ascenso hacia el inicio del siguiente tramo (coincidiendo con las posiciones de las siguientes torres, excepto el último que finalizaba en la estación superior), descendiendo las animales descargados hasta el inicio de su tramo.

        Se abonaba la cantidad de 180 pesetas por viaje.

        MANTENIMIENTO DEL REFUGIO DE ALTAVISTA

        En el periodo de explotación del refugio de Altavista comprendido entre 1953 y 2004, se utilizaban burros y mulas para la subida de alimentos, agua y leña hasta el refugio. Los animales se cargaban en “Lomo Tieso” y subían las cargas hasta Altavista, dando varios viajes al día.
        022

        Este artículo se ha podido elaborar gracias a la colaboración de Eduardo Saavedra y a la entrevista realizada a Alejandro Hernández Zamora.

        1 comentario:

        1. me encanto y las fotos son una pasada.jamas pense que que el teide tendria esta istoria, se que la gente.subia por la esperanza, con mulas para venderlos en vilaflor,y tardaban dias en llegar,quiro tener tu pagina.es muy interesante.

          ResponderEliminar